sábado, 19 de marzo de 2011

Enojo

A veces me dan ganas de ignorarte como me ignoras, o de golpearte cuando me haces enojar, pero no puedo, porque yo no soy así, porque eres mi amiga, eres casi mi hermana.

2 comentarios:

  1. Pues a una hermana, sea de sangre o de corazón, se le perdona todo; por eso, porque una amiga de corazón es como una hermana!

    ResponderEliminar
  2. Lo mismo me pasa a mi, a veces pienso que de buena llego hace tonta.
    Un abrazo =)

    ResponderEliminar